¿Hasta qué edad debe darse el pecho al bebé …

Todas las que hemos dado de lactar hemos escuchado diferentes comentarios muy fuera de lugar, entre los más comunes están: ¡Se te van a caer los pechos! ¿Estás segura de que tienes suficiente leche? ¿Será sustanciosa? Parece agua…

La verdad que para todas aquellas personas solo tengo algo que decirles…..

Resultado de imagen para mi maternidad no es radio capital
Cortesía de Mamá Culpable

No es la primera vez que el tema de la lactancia materna se cuestiona. Muchas madres se preguntan hasta cuándo deben amamantar a su bebé. La respuesta es sencilla: hasta que la madre y el bebé quieran.

No obstante, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda alimentar al bebé exclusivamente con leche materna durante los primeros 6 meses de vida y, después, combinar la lactancia materna con la alimentación complementaria hasta que el bebé tenga, al menos, 2 años. Así pues, la OMS recomienda que se amamante a los niños durante los 2 primeros años de vida como mínimo.

Hay poca información científica relativa al amamantamiento en la edad comprendida entre los 12 y los 24 meses y en adelante pues son pocos los niños que llegan a esas edades siendo amamantados, sin embargo la información disponible indica que incluso después de los dos años de edad la leche materna sigue siendo un excelente aporte de calorías y nutrientes. La leche materna nunca pierde su valor nutricional, por lo que continúa siendo adecuada para los niños durante la primera infancia. De hecho, es el alimento más nutritivo que existe en la naturaleza por sí sólo. La leche materna tiene un contenido de grasa relativamente alto comparada con la mayoría de los alimentos complementarios. Es una fuente clave de energía y ácidos grasos esenciales, que tienen una relación directa con el desarrollo cerebral de los niños y sigue siendo el alimento más completo desde el punto de vista nutricional. La leche materna se adapta a la edad del niño que la toma. Esto quiere decir que a medida que el niño crece la leche aporta más calorías.

Por otra parte, a través del consumo de leche materna, el niño recibe defensas de su madre. Puesto que el sistema inmunológico de los niños no madura completamente hasta, aproximadamente, los 6 años de edad, recibir defensas a través de la leche materna es muy positivo. Además, el pecho materno no es sólo alimento. Es consuelo, tranquilidad y bienestar para el bebé y el niño amamantado. El componente afectivo de dar el pecho es casi tan importante como el nutricional.

Como dato extra. Los niños amamantados son generalmente más delgados y se ha observado que parece ser un factor protector de la obesidad.

A mayor duración de la lactancia, menor riesgo de obesidad y sobrepeso. Se ha demostrado una prevalencia de obesidad a los 5-6 años de edad del 4,5% en niños no amamantados, del 3,8% en los amamantados durante 2 meses, del 2,3% de 3 a 5 meses, del 1,7% los amamantados entre 6 y 12 meses y del 0,8% en aquellos con lactancias superiores al año de edad.

En resumen…. Si desean darle de lactar a sus hijos hasta los 2-3 años (o más) pueden hacerlo, depende mucho de la madre y del niño si desean continuar o no con la lactancia. Pero no olvidar que a partir de los 6 meses ya se debe complementar la lactancia con alimentos sólidos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s